VEDRUNA
VENEZUELA-CARACAS. Cuaresma: un camino hacia la Pascua
17/04/2019

Aceptando la invitación que ustedes nos habían hecho desde el otro lado del océano para “ponernos en marcha”, como Familia y  hacer el recorrido correspondiente a la Cuaresma desde los meses de marzo a abril del presente año, nos hemos acercado como comunidad para andar en compañía del Buen Jesús de Joaquina, este camino hacia la Pascua ¡Todos y todas sentimos esa entrañable invitación como respuesta a nuestra situaciones personales y de comunidad en estos momentos de oscuridad que vive Venezuela!

 

Así pues, hicimos la propuesta a integrantes de diferentes grupos de apostolado de la Parroquia Santo Domingo Savio, para reunirnos en la Casa Provincial de las Hermanas Carmelitas Vedruna, en Caracas. Los apagones generalizados en Venezuela y sus consecuencias, nos impidieron arrancar el primer domingo de la Cuaresma, pero pudimos emparejamos en las siguientes semanas.

 

Las reflexiones se dieron en un clima de recogimiento y de verdadera fraternidad. Pudimos compartir y analizar la Palabra, todo lo cual hizo sentir a quienes tuvimos la oportunidad de formar parte de tan hermosa iniciativa, que la misma fue indudablemente una gota de agua en el desierto donde nos tocó transitar literalmente a oscuras, las etapas cuaresmales de este itinerario hacia La Pascua 2019.

 

Fue también un abrir puertas para compartir juntos las Hermanas y los laicos, la vida y la fe, para abrirnos a la esperanza, vencer los cercos, meditar y afianzarnos en el amor misericordioso del Dios de Jesús con nosotros. El amor fue y sigue siendo una llama encendida, un fuego que se aviva cuando lo compartimos y que, con ternura de Padre nos abraza y sostiene, siempre esperando para liberarnos.

 

Este recorrido nos llevó a compartir en torno al fuego divino que nos abrasaba sin aniquilar nuestra humanidad y nos impulsaba a abrazarnos unos a otros como hijos y hermanos del Dios que se reveló a Moisés y lo invitó a descalzarse para entrar en esa tierra sagrada donde ardía la zarza.

 

Así avanzamos iluminados por los textos bíblicos propios de este tiempo de Gracia, animados por los cantos de nuestras Hermanas de Ain Karem y un buen puñado de símbolos y lemas que nos fueron dando pistas a través de cuatro sentidos oracionales: fuego y abrazo, fuego entre cenizas, fuego crucificado, y fuego que espanta los miedos. Los mismos miedos que vienen aparejados con las tinieblas.

 

De la mano de Jesús, abordamos sin trampas el encuentro con nuestros hermanos entre piedras amenazantes y una playa llena de arena clara donde hacer borrón y cuenta nueva para empezar de nuevo encendiendo nuestra vida en el fuego nuevo de su Pascua

 

Ahora, ya en el umbral de la Semana Santa 2019 queremos compartir con ustedes queridas hermanas, amigas, amigos, compañeras y compañeros de camino, vinculados por y en la Familia Vedruna, esta experiencia que en palabras de una de nuestras participantes en estos Oracionales del Itinerario Cuaresmal “ha sido un arroyuelo donde meter nuestros pies cansados del Camino”

 

Nada más, por hoy. Desde este rinconcito de Caracas que es la Parroquia de Coche, queremos agradecerles porque al invitarnos nos hicieron parte de esta Familia. Que los genes carismáticos que nos habitan, nos ayuden a vivir la experiencia de Joaquina que abre las puertas de su hogar para acoger y abrazar a todos abrasándonos en ese fuego del amor de Dios que es lo que siempre se encuentra a manos llenas, para darnos calor y vida fecunda si amamos al estilo de Jesús nuestro Maestro y Sanador.

Carlos Reyes Lopenza y Trina Bajo Colomé

Compartir
Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación, y ofrecer contenidos y publicidad de interés. Al continuar con la navegación entendemos que se acepta nuestra Política de Cookies