VEDRUNA
LAICOS VEDRUNA CATALUNYA
17/03/2021
Cada año los laicos Vedruna Catalunya tenemos la costumbre de encontrarnos en el Santuario de Montserrat. El pasado año no pudo ser, el Covid-19 apareció en nuestras vidas y tuvimos que cancelar el encuentro, con mucho dolor. Este año, viendo que la situación no era mucho mejor que la anterior y previendo la imposibilidad del encuentro, decidimos utilizar las nuevas tecnologías que están de moda, así pues el sábado 13 de marzo, nos citamos para una romería desde los diferentes pueblos de la Zona C: Verdú, L’Espluga, Reus, Montbrió, Terrassa y Badia, la pantalla del ordenador nos une aproximándonos. Narcisa de Viladecans, no puede adherirse por falta de infraestructura, la tenemos muy presente en nuestros corazones.

A las 10 de la mañana puntualmente todos/as conectados/as, gozamos de unas bonitas imágenes de la montaña Santa y la canción “Em dones força” interpretada por Sergio Dalma y la Escolania de Montserrat. La plegaria, preparada por la comunidad de Verdú, nos invita a la reflexión.

Seguidamente Concepció Badia, hermana del monasterio de Sant Benet, cercana, sencilla y fraterna, nos habla sobre “Acoger y dejarse acoger”. Nos encontramos como en casa, en definitiva en Familia, ella fue Carmelita de la Caridad Vedruna, durante veinticuatro años. Posteriormente iniciamos un cordial diálogo.

El Virolai y la sardana “És la Moraneta” ponen un toque musical en el encuentro.
Compartimos las respuestas sobre las preguntas indicadas en el programa: ¿Cómo hemos vivido los momentos de crisis, en el pueblo, barrio, comunidad y personalmente? ¿Hemos visto brotes nuevos de vida después de una aparente destrucción?. ¿En estos momentos qué horizontes nuevos ves? ¿Ves personas que te hablan de nuevas posibilidades?

Creemos que esta pandemia, nos ha paralizado en un primer momento, nos ha llenado de incerteza, nos hemos sentido frágiles y vulnerables, hemos padecido miedo y tristeza, dolor por el sufrimiento propio y ajeno, pero también nos ha hecho sentirnos cercanos y fraternos en la distancia, pendientes del prójimo sin poder abrazarnos. Hemos seguido actos religiosos y compartido la Eucaristía con muchísimos fieles a lo largo y ancho del mundo por medio de la tecnología. Hemos echado en falta la cercanía física del otro/a, pero aún así, la Fe nos ha hecho ser fuertes y esperanzadas, confiando en Él que es el que tiene la última palabra.

El EEGLV, nos ha acompañado en el último tramo del encuentro. Mamen, Marisa, y Pilar de la provincia de Europa y cruzando el océano Elena (Bolivia), Gina (Perú) y Marianela (Uruguay). La hermana Purificación Marroquín, recientemente nombrada enlace de la PVE entre el laicado y congregación, también nos acompañó, dándose a conocer a todos los laicos de la Zona. Estas son las ventajas de la informática, hemos podido saludarnos e intercambiar unas palabras. Ha sido muy emotivo.

“Yo soy rebelde” en versión catalana interpretada por Rozalen y la Escolanía ha puesto punto y final a esta romería diferente pero muy entrañable. Con la imagen del tren cremallera en el trayecto de bajada, nos hemos despedido deseando que nos podamos ver muy pronto.

Confiamos que así sea. Gracias Madre de Dios por protegernos y ampararnos.
R. Albarracín
Compartir