VEDRUNA
CAMERUNESES MAESTROS DE LOS INVASORES PROPIETARIOS DE TIERRAS
29/07/2020

La Red internacional AEFJ (África, Europa, Fe, Justicia), presente en África y Europa desde 1988, está formada por más de 60 congregaciones (entre ellas las Carmelitas de la Caridad Vedruna), tiene su sede en Roma, el secretariado en Bruselas y cuenta con una Antena en Madrid, España.

 

Actualmente se está ocupando de la problemática de la tierra en Camerún.

 

La Compra masiva de tierras por multinacionales extranjeras constituye una amenaza para el desarrollo y la seguridad alimentaria del país.

 

Según un estudio del observatorio mundial sobre las adquisiciones en propiedad a gran escala, los grupos americanos SOLARIS y SITHE GLOBAL han obtenido respectivamente 94000 ha y 50000ha en el Suroeste para la producción de aceite de palma, los malasios de SIME DARBY solicitan 500000 ha para la palmera de aceite y  el hévéa; el grupo HARISON MALAYALAM LTD, 20000 ha; la sociedad agro-industrial SUD-CAMEROUN HEVEA, obtiene 25000 ha .Su primer vivero de hévéa se realiza en Mayo 2019.

 

En el 2018, en una nota dirigida a las autoridades públicas, los rivereños de las plantaciones de la sociedad anónima HÉVÉA de Camerum ( Hévécam) en los distritos de Lokoundjé y de Kribi II, situados en la región sur del país, acusan abiertamente esta filial del grupo chino SINOCHEM INTERNATIONAL , de ocupar sus tierras de cultivo yendo más allá de ciertas concesiones hechas . Una situación que los priva de medios de subsistencia generalmente necesarios para la práctica de actividades agrícolas sobre las tierras disputadas.

 

RESISTENCIA AL ACAPARAMIENTO DE TIERRAS

 

Varios proyectos de plantación de palmeras de aceite señaladas en el curso de estos 10 años han sido abandonados o no se han llevado a término.

Las dificultades encontradas por las empresas se explican en parte por  la resistencia que encontraron por parte de las comunidades concernientes y por grupos nacionales e internacionales , obligaron al gobierno a reducir las concesiones acordadas a la empresa americana HERAKLE FARM DE 73000  ha a menos de 20000ha.

Debido a este inconveniente, la sociedad americana que sostenía la empresa abandonó. Los nuevos inversores no han podido proseguir el proyecto.

 Es en un contexto similar que la expansión de las plantaciones de Pamol han sido limitadas.

Las poblaciones víctimas de estos acaparamientos de tierras piensan de manera unánime que hay que prohibir inmediatamente todos los futuros proyectos de las grandes plantaciones de palmeras de aceite.

Poner término a lo que se está realizando porque no respetan el acuerdo. Donde ya existen grandes plantaciones, las tierras deben ser colocadas bajo el control de las comunidades locales. Los contratos de concesión firmados con las sociedades que están violando la ley y los derechos de las comunidades locales, deben ser suspendidos.

Compartir
Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación, y ofrecer contenidos y publicidad de interés. Al continuar con la navegación entendemos que se acepta nuestra Política de Cookies